Cómo hacer un curriculum vitae efectivo

3 Nov
Virtual Resume & Letter
Image by Olivier Charavel

El curriculum vitae, CV, es el documento de presentación indispensable para la postulación para una oferta laboral; en este sentido, el lograr una primera buena impresión ante nuestro futuro empleador dependerá de la claridad y atractivo que tenga el CV.  Si bien en principio el proceso de su elaboración es sencillo, no está demás conocer algunas recomendaciones adicionales para cada etapa.

1. Almacenar Información: Este proceso se realiza durante toda tu vida. Se trata de ir almacenando todas aquellas certificaciones, diplomas, actas o recomendaciones que recibamos (y si no te las dan, solicitalas) de grados universitarios, cursos y seminarios, manejo de idiomas, prácticas profesionales y trabajos formales que hayas realizado en una bandeja de entrada: una carpeta, un sobre de manila, un archivador, etc. Si bien muchas empresas confían en la palabra del postulante, usualmente las instituciones públicas solicitan todo el detalle de respaldos de tu experiencia académica y laboral.



2. Recabar la información
: Dependiendo del tipo al que estemos postulando (o beca académica), es importante hacer un proceso de autoanálisis sobre cuál sería el perfil que la empresa está buscando. Así, en una suerte de FODA, podremos tener un panorama claro para priorizar aquellas cualidades personales que más se ajusten a los requerimientos; y seleccionar aquella información más relevante de nuestra bandeja de entrada.

3. Organización del CV:
Antes de empezar a hacer la transcripción de cada ítem en el CV, es útil primero “armar el esqueleto” del documento; este paso es la clave para presentar un producto organizado y dinámico, que facilite su lectura y recordación.  Presento un esquema de ejemplo, con algunas observaciones:

  • Encabezado: Aquí se incluye nuestro nombre y datos personales básicos (dirección, teléfono, email y, si es requerido, una fotografía) para que el empleador tenga de primera mano información para contactarnos.
  • Ocupación Actual: A manera de lista se puede presentar aquellas actividades laborales, académicas o personales que estamos realizando y que, según nuestra percepción, puedan agregar valor a la postulación.
  • Áreas de Interés: En caso de que no estemos postulando para un cargo determinado, esta sección es útil para presentar el alcance de nuestros campo de acción.
  • Resumen de aptitudes: En este apartado se presentará una sintetización, de orientación pragmática, de todo el contenido del CV; destacando aquellas habilidades y competencias qué más tengamos potencializadas. Asimismo, aquí se puede incluir nuestro conocimiento de idiomas y de informática.
  • Formación académica: De manera cronológica, empezando desde la más reciente, en esta sección detallamos todos los títulos de grado y posgrado que hayamos obtenido; detallando fechas de entrada y salida, nombre de la institución educativa y -de ser necesario- un detalle de la calificación final obtenida, así como el tema del trabajo de graduación realizado.
  • Experiencia profesional: Al igual que el ítem anterior, utilizamos la cronología inversa para enumerar todas aquellas actividades laborales, remuneradas o no, que hayamos desempeñado hasta el momento. A más del cargo desempeñado y la fecha de ingreso-salida, es importante incluir un detalle de las principales actividades realizadas.
  • Becas/menciones académicas/premios recibidos: Si corresponde, aqui se incluirá la institución que confirió el reconocimiento, la fecha y una descripción de por qué fuimos merecedores de tal distinción.
  • Cursos y seminarios: No hace falta redactar un largo listado de todos aquellos cursos en los que hemos participado desde nuestros años universitarios, sino más bien se debe destacar aquellas capacitaciones que estén directamente relacionadas con el cargo al que aspiramos.
  • Opcionales: Otros campos adicionales que podemos incluir pueden ser organizaciones a las que pertenece, publicaciones realizadas, otros intereses, hobbies, etc.
  • Información personal: Si bien en el encabezado ya hemos incluído algunos de nuestros datos, en esta sección ampliamos el detalle: fecha de nacimiento, nacionalidad, estado civil, hijos, RUT (Cédula), etc.

4. Impresión del documento: Se recomienda un formato A4 o Carta, sin embargo, es importante utilizar el material adecuado para imprimir el documento. El Kit Hoja de Vida, en papel fino de Kimberly Clark, puede ser una buena opción; empero, al margen de la marca, la intención es que nuestro CV también se diferencia del resto por la calidad del papel y la carpeta que utilicemos.

Generadores de currículums online

Incluso los CVs no podían escapar de la tendencia hacia la web 2.0., por lo que hoy existen varios generadores de hojas de vida que permiten su descarga en distintos formatos y un acceso público via internet, a través de una URL propia. Entre los recomendados tenemos Emurse, pionero en el ramo; Easy-CV, en español; y CeeVee, mi favorito por su simpleza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: